😅 Lugares turísticos en la Huasteca Potosina 2019 🥇

Sigamos en contacto

#COMPARTIR

Share on facebook
Share on whatsapp
Share on twitter
Share on pinterest

#HuastecaPotosina

Lugares turísticos en la Huasteca Potosina

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on pinterest

Estás o quieres ir a la Huasteca Potosina. Esa parte te ha quedado clara. Ahora bien, sabes que la región de la Huasteca es amplia, y que visitar todo no podrás. Tendrás que elegir.

Por suerte, la Huasteca Potosina es uno de los lugares mejor considerados para el turismo, en México. Incluso, unos pocos la consideran una región para trabajar desde casa o para vivir una temporada.

Si tienes a la Huasteca Potosina fijada en tu lista de pendientes por conocer, aquí conseguirás una lista de los lugares turísticos, los imperdibles, los que sí o sí tienes que conocer en tu próximo viaje a la región de la Huasteca.

Zona arqueológica de Tamtoc

La zona arqueológica de Tamtoc es una de las zonas más importantes de todo México en este rubro. Se ubica aproximadamente a 47 kilómetros al sureste de Ciudad Valles, en el municipio de Tamuín.

Para algunos historiadores mexicanos, Tamtoc o Tamtok fue el germen fundacional de la posterior capital del Imperio Mexica, Tenochtitlán.

Lo que sí es cierto es que resulta imponente. Es una ciudad entera que demuestra el poderío cultural de los téenek, y que aún hoy, en el mes de noviembre, ve reunir a los indígenas téenek de la Huasteca en torno al Paso Bayo, que se encuentra al fondo de la Plaza Principal del Tamtoc.

Para ir hasta esta importante zona arqueológica, lo mejor es contratar un tour. Desde Ciudad Valles, claro. Así, la agencia encargada del tour hará todos los oficios para que llegues a Tamtoc sin ningún problema.

La visita alrededor del Tamtoc dura aproximadamente 2 horas, y los niños mayores de 5 años pueden asistir. La entrada, actualmente, está en 65 pesos mexicanos, y está abierto al público de martes a domingo. El domingo la entrada es gratuita para personas de la tercera edad, para estudiantes y maestros con una credencial vigente.

Cascada de Micos

A tan sólo 30 minutos de distancia desde tu alojamiento en Ciudad Valles se encuentra uno de los lugares mágicos y versátiles de la Huasteca Potosina: Micos.

Para algunos locales, llamado Pago Pago, las cascadas de Micos son el lugar por excelencia para los que visitan por primera vez la Huasteca y, por supuesto, quieren dejarse impresionar por una de las marcas de fábricas de esta región potosina: las cascadas.

Micos cuenta, en total, con 7 caídas de agua diferentes, desde la más alta (la primera, con 20 m de altura), hasta una pequeña al final del recorrido.

Según la época del año en que visites las cascadas de Micos, podrás elegir desde las actividades más suaves, como caminata, paseo en canoa o nadar en cualquiera de las pozas cristalinas que se forman tras cada cascada; o escoger las actividades más demandantes, desde kayak (cada año, Micos recibe decenas de escuelas profesionales de kayak), descenso en balsas o salto a cascadas, o cascading, que es un salto libre desde la primera hasta la última cascada, siempre con equipamiento y un guía profesional.

Se puede ir en coche directamente hasta Micos, donde el personal de El Platanito te ayudará para estacionar y comenzar el recorrido. Pero, también se puede ir de Ciudad Valles con un tour, y en autobús.

¿Lo mejor? Puedes acampar.

Cascada de Tamul

Sin duda, el lugar por excelencia en la Huasteca Potosina. Si te has interesado en visitar la Huasteca, quizá haya sido todo responsabilidad de Tamul, la imponente cascada de 105 metros que, a su vez, es la más alta de todo el estado de San Luis Potosí.

Para llegar a la cascada, se puede tomar un autobús en Ciudad Valles, ir en coche a Tanchachin, o bien contratar un tour. Lo que veas más cómodo.

Una vez llegues al pueblo, es hora de caminar hasta el lugar donde abordarás una lancha, o un bote de remos. Porque para disfrutar el Tamul debes remar.

La imponente cascada, fruto del descenso del Río Gallina sobre el río Tampaón, crea un ambiente propicio para actividades como rappel, remo, kayak, y en el camino a la cascada de Tamul te toparás con muchos lugares donde darte un chapuzón.

El mejor lugar para esto, sin duda, es una fosa de unos 20 metros de profundidad que se encuentra justo a la mitad del recorrido desde el lugar donde tomaste el bote hasta la cascada, y se llama La cueva del agua.

La mejor época es de julio a marzo, y debes tomarte un día entero para disfrutar de la experiencia.

Sótano de las Golondrinas

Considerada una Maravilla Natural de México, la oquedad de origen kárstico (erosión formada por el agua) es una de las cuevas más importantes de México, y la sexta a nivel global en cuanto a tamaño.

En sí, tiene más de 500 metros de profundidad, y claro, puedes entrar a ella con un equipo de rappel. El equipo te lo darán al llegar a este monumento natural.

Curiosamente, no hay golondrinas en “El Sótano de las Golondrinas”. En cambio, encontrarás varias especies de aves que habitan en la cueva. Por eso, recomendamos visitarla muy temprano en la mañana, para ver el espectáculo donde todas las aves salen de la cueva en busca de alimentos.

Este monumento natural se encuentra en el municipio de Aquismón, al que puedes llegar fácilmente desde Ciudad Valles. Desde luego, siendo uno de los abismos subterráneos más importantes del mundo, puedes contratar un tour para ir hasta allá, con el equipamiento y todo lo necesario para que aproveches la experiencia.

Eso sí. La aventura está garantizada. Y el vértigo también. Si no eres de los que gusta del rappel, o de sumergirse en una de las cuevas más fascinantes del mundo, esta es tu oportunidad de intentarlo.

Xilitla

Un espacio aparte se merece Xilitla, la región más lluviosa de San Luis Potosí, pero a su vez, una de las regiones más pintorescas de todo México.

Nombrado en 2011 como “Pueblo Mágico”, en pro de su conservación, Xilitla, gracias a estar en un lugar de poco desarrollo industrial, mantiene vivas sus tradiciones y modos de vida, predominantemente téenek.

En el pueblo, tienes dos opciones: decantarte por la cultura y la historia del pueblo, desde el huapango (género musical propio de la Huasteca) y el ex convento de San Agustín, que comprende la edificación más antigua de San Luis Potosí (edificada en 1557), o ir al jardín surrealista de Edward Jones, llamado coloquialmente como “Las Pozas”.

Es en este jardín donde descubrirás la fascinación por el arte de este ávido artista y mecenas escocés, que supo contrastar la tupida selva huasteca con esculturas en concreto que hoy son parte de la cultura propia de Xilitla.

La escalera al Cielo, las Manos, y un sinfín de experiencias surrealistas te esperan, a pocos minutos del centro del pueblo.

Xilitla es también la oportunidad gastronómica por excelencia en la Huasteca Potosina, por el apego tradicional a la cocina téenek.

Cascada de Minas Viejas

Gracias a la popularidad de las cascadas de Tamul o de Micos, la cascada de Minas Viejas todavía se mantiene virgen y, prácticamente, inexplorada.

Puedes llegar en autobús desde Micos o desde Ciudad Valles, y si lo quieres, puedes ir en auto propio. Pero, tendrás que caminar.

La única forma de llegar a una de las cascadas más espectaculares de la Huasteca Potosina es caminando, y te tomará cerca de 1 hora el trayecto en medio de la selva.

Si llegas allá, y eliges quedarte, te darán información para acampar. Debes llevar comida y bebidas, ya que no hay ofertas de este tipo cerca de Minas Viejas.

La experiencia lo vale. Son cascadas de 50 metros que, tras su caída, forman 4 pozas de agua cristalina, cada una de mayor espectacularidad que la anterior.

Lo imponente de su belleza, el color de su agua y mantenerse en un estado casi que virginal, la convierten en uno de los lugares más hermosos de la Huasteca Potosina.

Si adoras la aventura, y no le tienes miedo a la caminata, la cascada de Minas Viejas te recompensará.

Parque Acuático Coy

Cuando vienes con niños o familiares no tan partidarios de la aventura al natural, es indispensable encontrar un lugar donde todos puedan divertirse por igual.

Ese lugar, en la Huasteca Potosina, se llamada Parque Acuático Coy.

La cantidad de actividades para el disfrute de todos es inmejorable, destacando por los toboganes, áreas infantiles, restaurantes y las piscinas, decoradas con árboles en una simbiosis de exclusiva calidad y vitalidad.

Ubicado muy cerca de Ciudad Valles, tomando la Carretera Valles-Tamazunchale se llega al parque, donde también hay hospedaje, aunque algunos usuarios prefieren quedarse en Ciudad Valles y visitar el parque durante el día.

El horario es variable dependiendo el día y la temporada del año en que realicemos la visita, y no está permitida la entrada a mascotas.

Reserva del Abra-Tanchipa

Una de las Reservas de la Biosfera más jóvenes en ser decretadas, y más pequeñas en cuanto a extensión. Pero, eso sí, de una importancia regional incomparable, ya que en ella residen especies de fauna y flora que, o bien están en peligro de extinción, o bien sólo nacen y viven en el estado de San Luis Potosí.

Esta reserva, cuyo 90% está en Ciudad Valles y el restante 10% en Tamuín, es ideal para los que adoren el senderismo y el trekking. El trayecto, que dura entre 1 y 3 horas, dependiendo de la prisa que lleven, es ideal para observar aves endémicas y flores autóctonas.

Para ir hasta la reserva, debemos tomar la carretera hacia Tamaulipas, y tomar un desvío hasta la entrada del hoy parque. Obviamente, por las condiciones del terreno, no hay posibilidad de entrar en automóvil. Toca caminar.

Dentro de la reserva, lo más impactante son las cuevas. Por un lado, la de Tanchipa, rica en historia arqueológica, y por otro lado, la misteriosa cueva de Corinto, de un tamaño muy grande y que, según los lugareños, “guarda secretos ocultos en su interior”.

Un destino ideal para estar en calma, para andar en la naturaleza.

Cascada el Meco

Llegados a este punto, y con Micos, Tamul y Minas Viejas a cuesta, una cascada más no debería sorprenderte. Y sin embargo, lo hace.

La Huasteca Potosina es así.

Se trata de El Meco, una cascada de más de 50 metros de altura que crea una poza cristalina de invaluable belleza. A diferencia de otras, esta sí tiene infraestructura turística alrededor, por lo que bien podrás hospedarte (si quieres) o comer y beber cualquier cosa mientras contemplas la exhuberante hermosura que tienes en frente.

Para llegar a la cascada, tomas la carretera que va hacia El Salto, o bien te subes a un bus o vas en compañía de un guía, o de quien te esté hospedando en Ciudad Valles.

La experiencia es para tomarla con calma, disfrutar de la belleza y pasar todo un día. La tranquilidad y la buena ubicación, además de lo bien conservada que está, le dan a la Cascada El Meco un puesto importante dentro de los lugares paradisíacos de la Huasteca Potosina.

Grutas de la Catedral

En Rioverde se encuentran unas de las grutas más espectaculares que podrás conocer cerca de Ciudad Valles. Para llegar a las Grutas de la Catedral tendrás que tomar un desvío por una terracería que te llevará hasta las grutas.

Al ser nuevas en estar abiertas al público, posiblemente no te encuentres demasiada gente esperando para entrar. Dentro de las grutas de la Catedral, que deben su nombre a la formación interna, que pareciera un templo, encontrarás caminerías de madera que hacen fácil el trayecto.

La espectacularidad es gratis, le debes pagar 35 pesos mexicanos de entrada, y la propina que consideres a los guías.

Si te parece muy fácil, prueba a entrar a las Grutas Los Cristales o a las Grutas del Ángel, cercanas a las Grutas de la Catedral, pero no muy accesibles, por lo que necesitarás de un equipo y de guías especializados.